Tu entrevista de trabajo

A la hora de acudir a una entrevista de trabajo, muchos son los factores que hay que tener en cuenta para no causar una mala imagen al entrevistador y dar así al traste con nuestras opciones de acceder al puesto soñado. Para empezar, no es recomendable llevar la iniciativa del saludo, sino que deberíamos siempre esperar a ver cómo actúa nuestro interlocutor para seguirle la corriente a continuación. Dar dos besos a una entrevistadora por iniciativa propia o dar la mano al entrevistador sin que él haya tendido la mano, pueden ser algunos comienzos con mal pie.

Al entrar en la oficina o sala en la que se va a realizar y desarrollar la entrevista, el aspirante al puesto de trabajo jamás debería sentarse frente al entrevistador sin su consentimiento. Jamás. Deberá esperar la orden del responsable de recursos humanos de la empresa; hasta que no nos permita sentarnos, deberemos permanecer en pie. entrevista

Otra de las coordenadas recomendables es no hablar en demasía y responder sólo a lo que se pregunta. Introducirnos en vericuetos o en temas que no vienen al caso puede ser, sin que lleguemos a percatarnos, algo muy perjudicial. No obstante, sería óptimo mostrarse seguro, sin nervios, con respuestas claras y certeras y con una tonalidad de voz amable y agradable.

Al sentarnos, los antebrazos deberían permanecer sobre los muslos, de manera que las manos lleguen a tocar las rodillas. Cualquier otro lenguaje corporal de los brazos podría ser desaconsejable, como cruzarlos -señal de defensa y de no estar a gusto en la entrevista-. Vestir ropa presentable es otra de las recomendaciones básicas; a veces no es necesario lucir un traje clásico o un vestido caro, ni siquiera lucir corbata, pues bastará con proyectar una imagen cuidada y pulcra. Si el puesto de trabajo al que optamos está relacionado con aspectos de creatividad o modernidad, sería bueno dar actualidad a la indumentaria y vestir ropa de corte más casual o alternativo.…

6 consejos que te ayudarán a encontrar el empleo que buscas

Actualmente la tasa de paro en España se encuentra cerca del 23%, siendo así una de las más altas del mundo, por eso hoy venimos decididos a que logres encontrar el empleo que buscas, evitándote grandes frustraciones, por eso te traemos una serie de consejos que debes tener en cuenta a la hora de buscar empleo para así tener una probabilidad aun mayor a tu favor. Así que comencemos:

  1. Trazar un objetivo: Debes tener en cuenta qué es lo que quieres para ti, colócate metas y objetivos para lograr encontrar eso que tanto buscas.
  1. Ser tú mismo y marcar la diferencia: No todos somos iguales por eso pregúntate qué es lo que tú sabes hacer que podría sorprenderlos a todos y usa tus habilidades y experiencia para sobresalir de los demás.
  1. Mostrar lo que ofreces: Tienes que hacerle notar al mundo entero que buscas empleo y mostrarles en qué estás dispuesto a trabajar, recuerda debes demostrar que vales la pena.
  1. Utiliza la tecnología: Hoy en día la tecnología está presente en todo tanto es así que hasta existen apps que pueden ayudarte un montón a conseguir trabajo, solo debes escribir lo que buscas y estas fabulosas apps harán el resto por ti, solo queda buscar aquellos empleos que te gusten y concretar un cita.
  1. Impresionar en la entrevista: No está de más recordarte que si tienes una cita de trabajo la presentación es esencial, dúchate, péinate, usa ropa adecuada y por supuesto debes oler bien, llegar a la entrevista con un tiempo de anticipación te hará mostrar una persona responsable, recuerda una buena primera impresión es esencial para ir un paso adelante de los demás.
  1. Conocer la empresa: Un buen consejo que te mantendrá en la delantera es el conocimiento de la empresa, estudia la empresa y sus actividades, estudia los temas con los que trabaja la empresa y así no te mostrarás perdido en la entrevista.

Consejos para tu entrevista

Antes de acudir a una entrevista de trabajo, debemos haber hecho los deberes Consejos para tu entrevista. Cuando nos sentemos ante el entrevistador, deberemos estar preparados para responder satisfactoriamente a todas y cada unas de las preguntas que éste pueda llegar a formularnos. En primer lugar, es muy recomendable haberse informado al máximo sobre la naturaleza empresarial de la firma a la que optamos y de cómo son las actividades que desarrolla.

Llevar bien aprendidas las virtudes, aptitudes y capacidades personales puede ayudarnos a seducir a la empresa. Tener las ideas bien claras y hacer hincapié en la formación y en la experiencia profesional relacionadas con la empresa sería algo positivo. A la hora de hablar de nuestras debilidades profesionales, convertir el limón en limonada es esencial, de manera que digamos algo que pueda parecer malo pero que a la postre resulta más positivo que negativo; por ejemplo, una debilidad bien manifestada podría ser decidir que tenemos el problema de ser muy tozudos a la hora de empeñarnos en acabar un trabajo o que somos personas excesivamente perfeccionistas -lo presuntamente malo queda en realidad camuflado como una virtud-.

A pesar de acudir con nuestro currículum vitae, sería mucho mejor llevarlo absolutamente memorizado y con las partes más importantes bien claras. Estudiar un buen argumentario para cada una de las posibles dudas que se planteen a nuestro currículum es muy recomendable. Lo primero, sin duda, es llegar pronto a la entrevista, unos cinco minutos antes de que se celebre; la puntualidad siempre es una buena tarjeta de presentación.

Si la citación a la entrevista se ha producido mediante vía escrita, lo mejor será ponerse en contacto con la empresa mediante la vía telefónica o presencial para confirmar la asistencia; que escuchen nuestra voz siempre aportará seguridad de nosotros y denotará preocupación por ocupar el puesto al que optamos.…

APLICACIONES PARA BUSCAR EMPLEO

Buscar trabajo es un “empleo” a jornada completa. Ya no es suficiente con envía el currículum a empresas en las que nos interese trabajar o en las que creamos que tenemos posibilidades, hay que estar pendiente de un mercado, el laboral, que se mueve, que crece y que cambia.

Y en esa tarea a veces ardua e ingrata de buscar trabajo hay medios y plataformas destinadas a hacerlo bastante más llevadero. Las aplicaciones constituyen así un buen punto de apoyo en las tareas de búsqueda de empleo. Hay miles de webs y de aplicaciones, si quiere trabajar de electricistas Madrid vamos a ver solo algunas de las más conocidas y que más interés pueden tener:

  • Infojobs: es una de las más conocidas y utilizadas. Permite buscar ofertas por profesión, nivel, provincia, etc. Con esta aplicación puedes, además, inscribirte eligiendo currículum y carta de presentación, seguir la evolución de las candidaturas de trabajo que presentes y compartir las ofertas de trabajo que creas interesantes.
  • Indeed: es en realidad un buscador que ofrece resultados de ofertas de infinidad de páginas de empleo. La búsqueda se puede realizar por tipo de empleo, sector, ciudad, empresa o duración de la jornada. Para postularte a los empleos puedes usar tu curriculum e incluir un mensaje personalizado. Además, puedes ver cuántas empresas han visto tu curriculum.
  • Linkedin: la red social profesional por excelencia también tiene su aplicación para buscar trabajo de una manera rápida y sencilla. Una aplicación que permite establecer filtros con palabras clave o según ubicación. Incluso, te hace sugerencias según los datos de búsquedas de empelo que hayas realizado.
  • Jobeeper: Permite buscar empleo en un buen número de países y crear alertas mediante palabras clave, países o frecuencia. Puedes inscribirte a ofertas desde el móvil.

Estas son solo cuatro de las aplicaciones más conocidas, pero hay infinidad, desde buscadores como Trovit a plataformas especializadas en sectores como el caso de Turijobs o centradas en el trabajo en el extranjero, como Eures.…

Prepárate: los trabajos más demandados

El mercado laboral cambia y no hay más remedio que adaptarse a sus exigencias si no queremos quedarnos atrás y pasar la vida en la búsqueda de un empleo que tal vez nunca llegue.

Prepararse es fundamental, la gran duda es en qué sectores o actividades. La empresa de trabajo temporal Ranstad ha elaborado un amplio informe que puede ser muy esclarecedor para aquellos que buscan trabajo o están planteándose dar un giro a su actividad laboral. Según este informe, durante el año 2016 las profesiones con mayor demanda serán las relacionadas con ingenierías, el comercio y con el sector IT (tecnologías de la información).

En este sentido, todo lo relacionado con Internet cobra especial relevancia. El despegue definitivo del comercio online y el uso masivo de dispositivos electrónicos para realizar las transacciones comerciales ha obligado a centrar los esfuerzos de muchas empresas en todo lo relacionado con este aspecto, de modo que los perfiles relacionados con el comercio electrónico tienen un buen futuro.

Y futuro prometedor también para programadores, ingenieros informáticos, desarrolladores de aplicaciones móviles y consultores de CRM.

Lo relacionado con el marketing es otro de los campos que parece tener buenas perspectivas, especialmente en lo que se refiere a comercio internacional.

Y aquellos que hayan estudiado ingenierías industriales, de caminos o de calidad y además, dominen idiomas, pueden estar tranquilos, las suyas serán profesiones demandadas, según las perspectivas.

Otra empresa especializada en trabajo temporal, Adecco, ha señalado en un estudio que las empresas lo que buscarán serán preferiblemente perfiles multidisciplinares, polivalentes, personal con capacidad analítica y versátiles, con experiencia y dominio, al menos, del inglés.

Coincide en que entre las profesiones más demandadas estarán todas las relacionadas con tecnologías de la información, en este caso señala la especialidad de ciberseguridad como una profesión de futuro. Y coinciden con Randstad en que el marketing, todo lo relacionado con ventas y atención al cliente, la logística y el comercio internacional tienen unas perspectivas laborales más que prometedoras.…

El valor del networking

Es uno de los términos más escuchados en los últimos tiempos en lo que a búsqueda de empleo o mejora del que ya se tiene se refiere: el networking. Pero ¿Qué es? Los términos anglosajones a veces se usan en exceso y para nombrar aspectos o realidades que tienen una traducción tan sencilla y tan reconocible como, en este caso, lo que desde siempre ha sido “tener contactos”.

Porque el networking es eso, ni más ni menos. Pero dadas las circunstancias hay que cultivarlo con mimo y dedicarle tiempo, porque hoy en día, contar con una buena red de contactos es esencial en el campo del empleo y en el de cualquier actividad empresarial.networking

La gran ventaja es que internet, y en especial las redes sociales y profesionales, han facilitado mucho este trabajo. Estar presente en redes como Linkedin es esencial, y no solo ya para quienes trabajan o buscan empleo, sino también para las propias empresas.

Cultivar los contactos que ya se tienen de trabajos anteriores, acudir a eventos de interés en los que podamos “vendernos” y conocer profesionales con los que intercambiar experiencias es vital en un mundo cada vez más competitivo.

Lo es para quien busca trabajo o quiere mejorarlo. Método infalible para darse a conocer, porque cuanto más “visible” se sea, más posibilidades hay de que alguien se fije en nosotros y nos dé esa oportunidad que estamos esperando. Participar en foros de discusión o en comunidades virtuales es una plataforma perfecta en este sentido, además de la presencia en las redes sociales.

Pero cuando ya se tiene un negocio, el networking es también importante, porque sirve de escaparate para “venderse”, para dar a conocer los productos o servicios que ofrecemos, conocer posibles clientes, localizar oportunidades de negocio y establecer una red de intercambio interesante con otros empresarios.…

Curriculum, curriculum, curriculum

Es lo primero que se debe tener claro cuando se busca empleo: el curriculum es nuestro escaparate y hay que saber venderse como nadie. Entonces ¿por qué se siguen cometiendo errores importantes a la hora de redactar un curriculum? Parece inexplicable, pero así es. Por exceso o por defecto, por dejadez o desconocimiento, por malos consejos o por no hacerlos caso…muchos curriculums acaban en la basura sin haber merecido ni un simple vistazo.cv

Vamos a repasar algunos consejos básicos:

  • El primero y más importante es que no todos los currículums sirven para todos los empleos. Hay que “adaptarlo” a cada empresa u oferta a la que se envía. Un ejemplo ¿Mandarías el mismo curriculum para un puesto de creativo en una empresa de publicidad y para una vacante en el gabinete de comunicación de un banco? Evidentemente, no, y no hablamos solo de contenido, hablamos de “imagen”.
  • Lo básico: foto, datos personales y blog. La foto dice mucho como carta de presentación, cuídala. Y en cuanto a los datos, completos y serios, es decir, que no falte un teléfono o que el correo electrónico sea el de una dirección seria, no el que usas con tus amigos y tiene un nombre graciosillo. Si tienes blog, incluye el enlace.
  • Brevedad, concisión y sencillez: aunque tengas experiencia de 20 campos y miles de cursos, el curriculum debe ser breve. Si es necesario, agrupa, pero nunca más de dos páginas. La brevedad es una virtud puedes obviar datos que no interesen para el puesto al que optas y utilizar palabras clave que centren la atención en lo que interesa destacar.
  • Cuidado con la ortografía y las faltas: son errores imperdonables, un curriculum con faltas de ortografía o gramaticales da una malísima impresión.

Y un consejo, revisa con lupa, corrige, compara con modelos de curriculum y actualízalo permanentemente.…

Trabajar por cuenta propia, un riesgo ¿asumible?

Montar un negocio o trabajar por cuenta propia se ha convertido en una de las salidas más habituales e inevitables para muchas personas. La falta de ofertas laborales ha empujado a que sean cada vez más los que se aventuran a intentar ganarse la vida por sus medios propios. ¿Imposible? No ¿Complicado? Sí.

Es una aventura en la que se puede ganar mucho o perder mucho, en la que hay que empeñarse a fondo y ser consciente de que no va a ser un camino de rosas. Pero todos conocemos a alguien que ha conseguido “sobrevivir” y a alguno que otro que, además, vive bien.

La gran ventaja es la de ser el propio jefe, se gana en libertad porque el trabajo se organiza según gustos y necesidades propios. Pero también es un arma de doble filo si no se sabe organizar el tiempo. Algo especialmente complicado cuando se trabaja desde casa. La solución es ponerse un horario “laboral”. Si no se gestiona bien el tiempo, se acabará perdiendo tiempo, esfuerzos y dinero.

Otra ventaja es que la motivación, cuando se trabaja para uno mismo, es mucho mayor. Se está dispuesto a afrontar un mayor esfuerzo, de trabajo y de preparación. Pero también es cierto que es necesario hacer frente a situaciones a las que no hay que enfrentarse cuando se trabaja por cuenta ajena, como es el caso de todo lo relacionado con la promoción, publicidad, la búsqueda de contactos o clientes. Y este es un esfuerzo importante.

Tampoco hay que olvidar que en muchas ocasiones se hacen inversiones relativamente importantes, es decir, que se está arriesgando capital. Por ello no hay que lanzarse a la aventura sin un buen asesoramiento y un colchón que proteja en caso de problemas.

Y, además de todo ello, hace falta tener mucha paciencia.…

Escenario de batalla

El verdadero escenario de batalla de una entrevista de trabajo se producirá cuando el intercambio de intervenciones entre el entrevistador y el aspirante al puesto de trabajo empieza a llevarse a cabo. Es en esta alternancia cuando debemos estar despiertos y tener la mente despejada. Hay que responder de manera clara, certera, concisa y lucida; una idea bien expresada en pocas palabras será mucho mejor que multitud de circunloquios espesos y dubitativos.

Lo recomendable es hablar siempre cosas que sean verdad, ya que las mentiras, por mucho que puedan ampliar nuestra aureola de candidato, nos sumergirán en problemas o en argumentaciones que a veces se van enredando y de las que es difícil salir sin más mentiras y sin más complicaciones. Suele decirse que las mentiras tienen las patas muy cortas; no pongas en riesgo el éxito de la entrevista de trabajo por añadir algún conocimiento o experiencia que en realidad no tienes.

Nunca respondas de forma lacónica ni con monosílabos; la brevedad es buena, pero en exceso puede dar a entender cierta pasividad. Tampoco vayas nunca a negarte a responder preguntas; si el tema se complica, aborda las respuestas con la máxima naturalidad y amabilidad posible. Enseña al entrevistador tus ganas por trabajar en su empresa, pero no le hagas ver que necesitas el empleo de forma urgente con ruegos, súplicas o frases próximas al chantaje emocional porque si lo haces a uno de los cerrajeros Alicante 24h te pueden dedicar un no rotundo.

Ante preguntas de tanteo o de evidente frivolidad -por ejemplo, ¿Cuándo viaja con su pareja o con sus amigos suelen quedarse en habitaciones separadas?-, responde que eso no es importante  y que de lo que te gustaría hablar es de la empresa y de lo que tú puedes aportarle -cuidado, tampoco parezcas más enterado de la cuenta ni cortes al entrevistador de manera borde; la naturalidad siempre es la premisa-.…